sexo buen ejercicio fisicoEl sexo es ese deporte para el que no presentamos demasiados problemas a la hora de dedicarle horas, e implicación, y por ello, es por lo que muchos expertos han decidido crear rutinas de sexo para ponerse en forma.

Porque para ir al gimnasio sacamos miles de excusas, pero, para un ratito de diversión ponemos de nuestra parte, y el sexo no sólo tiene beneficios a la hora de quemar calorías, sino que, también aporta tranquilidad para épocas de estrés, y ayuda a fortalecer el sistema inmunológico de las personas que lo practican.

Pero, hoy nos vamos a centrar en los beneficios del sexo quemando calorías y como ejercicio anaeróbico.

Mejores posturas sexuales para ponerse en forma

vaquera postura tonificar muslos gluteos

Y, obviamente, en todas las posturas sexuales no se quema las mismas calorías, ni se tonifican los mismos músculos, por lo que se tendrán que ir alternando varias posturas, y, al menos durar unos buenos 20 minutos para que empiece a hacer efecto. Las mejores posturas son:

  • El misionero. Aunque parece ser la postura más tranquila, y en la que menos esfuerzo se hace, es buena para empezar como entrenamiento suave. Tan sólo se deberá subir la cadera para cada embestida, a la vez que se debe de apretar el glúteo, para endurecerlo, así se puede trabajar la zona abdominal, y la parte baja del cuerpo de la mujer.
  • El perrito. A cuatro patas de espaldas, si encima se es capaz de hacerlo en una superficie no demasiado estable, se trabajará doble la parte media del cuerpo, además de los brazos, por tener que soportar el peso. Además, se pueden hacer medias flexiones, para controlar la penetración, y así ampliar el trabajo de los brazos.
  • La vaquera. La mujer encima decidiendo el ritmo, además, ayuda a tonificar la parte alta de las piernas, aunque, aquellas preparadas que quieran darle un punto de intensidad extra, sólo necesitarán ponerse en cuclillas, y a modo de sentadillas, llevar todo el acto. Así, ayudará además, a ejercitar las caderas.
  • De pie. Aquí entra en juego también la altura de la pareja, ya que si esta es dispar, es bastante difícil el poner en práctica esta postura. Pero, si se está entre las afortunadas que pueden, con esta postura, además ayudará a mejorar su equilibrio. De pie, tras ser penetrada rodea a su pareja con una pierna, y debe de mantener la verticalidad. Con ello, trabaja los músculos de las piernas, así como la parte abdominal.
  • El puente. La mujer aquí practica fuerza y resistencia en sus piernas y brazos, en los que reposa todo su peso, y mantener el equilibrio a pesar del constante empuje.
  • El GPS. Aquí la mujer debe de encontrar una superficie estable alta y cómoda para apoyarse. Tras sentarse en la superficie, será penetrada y deberá subir las piernas hasta los hombros de su pareja, donde también se sostendrá con las manos. Además de la fuerza que debe de hacer, esta postura es perfecta para fortalecer abdominales y glúteos que trabajará sin descanso.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here